habilidades comunicativas Tag

Pues nos van a perdonar, pero vamos a hablar de la dichosa relaxing cup que no habrá servido para ganar unas Olimpiadas ni para vender más café con leche in Plaza Mayor, pero sí para convertir la famosa frase en uno de los mayores virales...

Normalmente observamos el conflicto como un mal evitable. Una situación incómoda e indeseable que conviene esquivar a toda costa para no pasar un mal rato. Idealizamos nuestro día a día excluyendo cualquier situación que nos obligue a posicionarnos frente a otra persona con...

Es triste tener que comentar en clave de comunicación de crisis una tragedia en la que han muerto cuatro personas, pero lo cierto es que sucesos como el del Madrid Arena tienen también consecuencias para la reputación de  las instituciones y empresas implicadas. A nadie le extraña que...

El chiste no es nuevo. El nuncio del Papa se prepara para su primera visita oficial al Reino Unido y es advertido por su servicio de prensa de la voracidad y astucia de los tabloides ingleses para redactar titulares amarillos por cualquier razón.  Avezado en los encuentros...

Continuamos profundizando en las competencias que se exige a los Dircom en el nuevo papel que están representando en las modernas estructuras empresariales. Y lo hacemos sacando a la palestra un dilema habitual en las empresas de determinado tamaño ¿Quién responde ante los medios? ¿El responsable de comunicación o el Director General? ¿Cuándo interviene uno y cuándo otro? Parece que la respuesta podría simplificarse argumentando que quien debe hablar a los medios es el portavoz, que normalmente es el Director de Comunicación (Dircom), pero hay ocasiones en que la empresa debe estar representada por el máximo responsable, para reforzar la credibilidad de la marca.  Quedará al arbitrio del Director de Comunicación decidir cuándo debe ser así pero se pueden definir unos escenarios ideales. [caption id="" align="aligncenter" width="470" caption="El portavoz en acción."][/caption]

En el plano puramente promocional, el público tiende a identificar el proyecto con quien lo lidera por lo que el CEO será quien se ponga frente a los focos y nos convenza de las maravillas de su marca.

Lo hemos dicho esta misma tarde en el programa Asuntos Propios de RNE (> 15:23) al que acudimos para hacer un análisis del debate electoral: Los ganadores de este debate son los ciudadanos. Los doce millones de personas que lo siguieron por televisión y que iniciaron a su vez otros tantos debates en torno a sus impresiones.  Debemos alegrarnos de que poco a poco los debates televisados se conviertan en indispensables en cualquier campaña electoral porque es una manera de que los ciudadanos entendamos que la comunicación es una habilidad imprescindible para la política y para cualquier otro ámbito profesional. Educación en competencias si, pero también en habilidades. Su seguimiento refuerza además otro de nuestros "mantras" habituales sobre la conveniencia de que los debates sean abiertos. Algo avanzamos al permitirse las interpelaciones, o sea, las intervenciones no necesariamente programadas que hicieron el debate mucho más atractivo para el público, aunque aún queden demasiadas pautas dictadas por los gabinetes de campaña de los candidatos. [caption id="" align="aligncenter" width="421" caption="Rubalcaba y Rajoy: Solos ante el peligro."][/caption]
Tiempos tasados, temas cerrados de antemano, elección de planos,  y prohibición de que exista público en la sala... Pocas cosas dejan los equipos de campaña a la espontaneidad de un verdadero debate electoral pero deberemos conformarnos con lo que hay un año más y agradecer que al menos se empieza a asumir la idea de que no puede haber elecciones sin debate público y televisado. Al menos uno.

Un debate electoral televisado debe transmitir sensaciones muy parecidas a las del actor que sale a escena, o el boxeador en medio del ring

El 7 de noviembre se ven las caras Rubalcaba y Rajoy y la simple experiencia de este último en los dos debates anteriores debería concederle una mínima ventaja inicial. Por mucho que ambos se hayan prodigado en medios de comunicación en sus años de gobierno y aunque hayan tenido sus combates dialécticos en el Congreso, un debate electoral televisado debe transmitir sensaciones muy parecidas a las del actor que sale a escena, o el boxeador en medio del ring. Presión y ¿por qué no?  Miedo. [caption id="" align="aligncenter" width="430" caption="Y en la otra esquina, con calzón rojo..."][/caption]
Aún seguimos a la espera de la foto del político besando a un niño en los brazos de su madre. Normalmente se producía siempre junto a un puesto de mercado pero este año los niños deben estar en la guardería porque las visitas a los mercados no han faltado. No está siendo ésta una campaña innovadora, la verdad. Al margen de las esperanzas puestas en las redes sociales para acercarse a los votantes y el photoshop del que algunos carteles electorales abusan. Da la sensación que algunos candidatos se preocupan más por parecer más jóvenes que creíbles, y se olvidan de que las arrugas bien puestas nos hacen más humanos y, por lo tanto, más cercanos, que es de lo que se trata ¿no?

Confesaremos que esto no es realmente un post. Nos ha salido mucho más largo pero creemos que es el momento idóneo para analizar las habilidades comunicativas de los principales candidatos canarios

Antes de continuar confesaremos que éste no es un post al uso. Nos ha salido mucho más largo pero creemos que es el momento idóneo para enfocar con un poco de detalle,  las habilidades comunicativas de los principales candidatos canarios a la presidencia, que además habrán puesto a prueba anoche en el único debate televisivo de estos comicios.
Ya dijimos en el post anterior que lo primeros espadas eran normalmente los destinatarios del adiestramiento en comunicación y hemos querido ver hasta qué punto han entrenado estas técnicas. Empezaremos con una polémica surgida estos días por el parecido de los vídeos de promoción de Paulino Rivero y José Miguel Pérez con los de otros candidatos de fuste fuera de nuestras fronteras. Los de Coalición Canaria se inspiran en los nacionalistas de CiU y los del PSOE en los socialdemócratas alemanes. No pasa nada salvo que el "homenaje" tratase de pasar desapercibido, algo imposible porque a la curiosidad insaciable de los ciudadanos hay que añadir en estos tiempos las inmensas posibilidades que ofrece la red a quienes desean conocer las tendencias en comunicación. Ahí está por ejemplo la página www.archivoelectoral.org, un referente para los que estudiamos esta disciplina.

Send this to a friend