Lenguaje no verbal Tag

Pues nos van a perdonar, pero vamos a hablar de la dichosa relaxing cup que no habrá servido para ganar unas Olimpiadas ni para vender más café con leche in Plaza Mayor, pero sí para convertir la famosa frase en uno de los mayores virales...

Normalmente observamos el conflicto como un mal evitable. Una situación incómoda e indeseable que conviene esquivar a toda costa para no pasar un mal rato. Idealizamos nuestro día a día excluyendo cualquier situación que nos obligue a posicionarnos frente a otra persona con...

Siempre hemos matizado esa frase tan mentada entre los consultores de que "el silencio no es rentable" con un "casi nunca" porque creemos que el silencio puede ser una herramienta adecuada en ocasiones. En comunicación política es importante lo que se llama "manejar los tiempos", para decidir cuándo decir qué cosas ...o cuándo no decirlas. Administrar los silencios es útil para evitar la dispersión de mensajes y por lo tanto de titulares, para gestionar el desgaste en épocas difíciles, o  cuando se pretende que una noticia muera por si misma evitando su realimentación con jugosos titulares. El equipo de comunicación que domine la agenda y consiga noticia en cada momento tendrá ganada la opinión pública para su candidato.

La estrategia del silencio no era sostenible en un día tan difícil como el martes pasado, en una situación de crisis comunicativa que exigía, en nuestra opinión, una intervención que transmitiese serenidad en medio de la zozobra.

[caption id="" align="aligncenter" width="377" caption="La espantá. Todo un arte."][/caption]
El chiste no es nuevo. El nuncio del Papa se prepara para su primera visita oficial al Reino Unido y es advertido por su servicio de prensa de la voracidad y astucia de los tabloides ingleses para redactar titulares amarillos por cualquier razón.  Avezado en los encuentros con la prensa durante su carrera cardenalicia el nuncio cree excesivos los miedos de sus colaboradores pero les asegura que estará atento. -Tenga cuidado con lo que dice, Eminencia- Le advierten una y otra vez. Una nube de flashes se dispara a la llegada del nuncio a Londres y a los pies de la escalerilla del avión docenas de periodistas lo asaetean a preguntas a las que va respondiendo como puede. Aturdido por la lluvia de fotos y las interrupciones constantes escucha una voz que se destaca sobre las demás: -Eminencia ¿qué opina del problema de la prostitución en Londres? -Ignoro el problema ¿Hay muchas prostitutas aquí? Al día siguiente los tabloides ingleses publican en grandes titulares en sus portadas: "El nuncio del papa pregunta si hay prostitutas nada más aterrizar en Londres".
Aún seguimos a la espera de la foto del político besando a un niño en los brazos de su madre. Normalmente se producía siempre junto a un puesto de mercado pero este año los niños deben estar en la guardería porque las visitas a los mercados no han faltado. No está siendo ésta una campaña innovadora, la verdad. Al margen de las esperanzas puestas en las redes sociales para acercarse a los votantes y el photoshop del que algunos carteles electorales abusan. Da la sensación que algunos candidatos se preocupan más por parecer más jóvenes que creíbles, y se olvidan de que las arrugas bien puestas nos hacen más humanos y, por lo tanto, más cercanos, que es de lo que se trata ¿no?

Confesaremos que esto no es realmente un post. Nos ha salido mucho más largo pero creemos que es el momento idóneo para analizar las habilidades comunicativas de los principales candidatos canarios

Antes de continuar confesaremos que éste no es un post al uso. Nos ha salido mucho más largo pero creemos que es el momento idóneo para enfocar con un poco de detalle,  las habilidades comunicativas de los principales candidatos canarios a la presidencia, que además habrán puesto a prueba anoche en el único debate televisivo de estos comicios.
Ya dijimos en el post anterior que lo primeros espadas eran normalmente los destinatarios del adiestramiento en comunicación y hemos querido ver hasta qué punto han entrenado estas técnicas. Empezaremos con una polémica surgida estos días por el parecido de los vídeos de promoción de Paulino Rivero y José Miguel Pérez con los de otros candidatos de fuste fuera de nuestras fronteras. Los de Coalición Canaria se inspiran en los nacionalistas de CiU y los del PSOE en los socialdemócratas alemanes. No pasa nada salvo que el "homenaje" tratase de pasar desapercibido, algo imposible porque a la curiosidad insaciable de los ciudadanos hay que añadir en estos tiempos las inmensas posibilidades que ofrece la red a quienes desean conocer las tendencias en comunicación. Ahí está por ejemplo la página www.archivoelectoral.org, un referente para los que estudiamos esta disciplina.
Con las elecciones a la vuelta de la esquina, vamos anotando en nuestro particular cuaderno de campo impresiones y reflexiones en torno a la comunicación de los líderes y partidos políticos en Canarias. El material es abundante así que como en los antiguos folletines vamos a mostrarlo por entregas a través de varios post. Para empezar, un adagio que imponen las nuevas tecnologías: Si escribe en las redes sociales, evite las faltas de ortografía. El apunte no es nuestro, sino del PSOE a sus candidatos a las próximas elecciones, que saben que a partir de ahora escribir “consejal” en lugar de “concejal” puede echar por tierra su imagen y su discurso. No es un consejo baladí por mucho que nos parezca de sentido común, igual que no lo son el resto que incluye el partido en un decálogo semejante al  que estarán repartiendo el resto de partidos entre sus aspirantes.

Comunicar es, para los candidatos políticos, como correr para las cebras: vital.

De entre las pocas novedades que han traido las elecciones catalanas para la comunicación estratégica nos quedamos con la puesta en escena del candidato de ERC Joan Puigcercós, que aunque no consiguió precisamente buenos resultados en las urnas, al menos puso una nota de color en una campaña que resultó muy previsible en sus propuestas. Puigcercós lo consiguió simplemente prescindiendo del atril.

El atril protege pero también es una barrera que separa del público, una barricada que impide desarollar el lenguaje gestual.

Es verdad que hay que tener un poco de valentía y mucho de entrenamiento para dejar ese parapeto tras el que se ocultan la mayoría de oradores y comunicar con todo el cuerpo, dominando un espacio nuevo sin la protección del atril. El atril protege pero también es una barrera que separa del público, una barricada que impide desarollar el lenguaje gestual. Prescindir de él provoca un efecto muy beneficioso para el orador que es capaz de ocupar el escenario, porque inmediatamente concita una mayor atención del público y resulta mucho más cercano y definitivamente mucho más creíble.
Lo dicen los manuales de comunicación no verbal: se puede descubrir a alguien que está mintiendo a través de sus gestos, aunque de entrada no sea tan sencillo darse cuenta. La teoría es que hay gestos inconscientes que contradicen lo que se está expresando en palabras. Un ejemplo que ya hemos comentado anteriormente es el del niño que miente y que al mismo tiempo se  lleva la mano a la nariz o a la boca.  Otro clásico:  si su interlocutor no está de acuerdo con usted probablemente baje los ojos en un momento de la conversación, y si no cree en lo que dice no le mirará  a los ojos cuando habla o los cerrará. Claro que eso también denota inseguridad en uno mismo y no que se esté mintiendo. Todo habrá que situarlo en su contexto.  Hay otras reacciones inconscientes más difíciles de observar a simple vista.  Son microexpresiones gestuales para las que se está elaborando incluso un software que las detecta.

[caption id="" align="aligncenter" width="400" caption="Las microexpresiones gestuales dan información a quien sabe leerlas"][/caption]

Leyendo “Señales honestas”, el libro que ha publicado hace poco Alex Pentland, quien según la revista Newsweek será una de las cien personas más influyentes de este siglo, me viene a la memoria una conversación que mantuvimos con Eduardo Punset en una cena inolvidable en la que, entre otras cuestiones, nos hablaba de la importancia de la intuición como fuente de conocimiento. Punset hace referencia en su “Viaje al poder de la mente” a la odisea del doctor Semmelweis, que antes de que se supiera la existencia de los microbios, estaba seguro de que lavarse las manos con agua clorada reducía notablemente las infecciones en los partos. No podía demostrar por qué, en unos tiempos en que la higiene era un factor desconocido, pero de algún modo intuía que de esa manera salvaba vidas. Cuenta Punset que Semmelweis terminó sus días en un manicomio, repudiado por sus colegas médicos.

Pentland parte del lenguaje no verbal para predecir decisiones individuales que vienen determinadas por el grupo.

No creemos que Pentland vaya a correr una suerte tan funesta, aunque coincide con aquel médico húngaro en dar valor al conocimiento inconsciente. [caption id="" align="aligncenter" width="420" caption="El profesor Pentland, captando señales..."][/caption]
No,  si ya se veía venir. Ha sido emitirse el primer capítulo de Miénteme en televisión en abierto y abrirse la veda. Todos a ver si levantas una ceja cuando dices si, o encojes los hombros cuando dices no. -¡Estás mintiendo! ¡Te has tocado la nariz! -Perdón. Simplemente me pica. De verdad que hay que compadecer a la Guardia Civil por el éxito de C.S.I., porque la ficción crea unas expectativas tan grandes que parece que todo se puede resolver en los 45 minutos que dura un capítulo.

No hay una segunda oportunidad para dar una buena primera impresión.

Antes que nada, contestemos. No, no se puede convertir uno en un polígrafo humano con sólo acudir a un par de cursos de habilidades comunicativas.  Y, desde luego, tampoco te vas a  a transformar en un experto en mentir sin que se note. La comunicación no verbal (CNV), como habilidad comunicativa, está encaminada a transmitir el mensaje con mayor nitidez y precisión.  Si adoptamos la postura correcta frente a nuestro interlocutor y le transmitimos con gestos que le estamos prestando atención, será mucho más sencillo que escuche lo que queremos decir y, por supuesto, que podamos persuadirle. Si al conocer a alguien le miramos a los ojos y sonreímos, tendremos muchas más posibilidades de crear un entorno amistoso. Ya se sabe que no hay una segunda oportunidad para dar una buena primera impresión.

Send this to a friend